UN LEGADO QUE LOS PADRES DEBEN ASEGURAR

 “No puedes tocarla pero afecta a tus sentimientos. No puedes verla pero está ahí, cuando te miras al espejo. No puedes oírla pero está ahí, cuando hablas de ti mismo. ¿Qué es eso tan significativo y misterioso? ¡Es tu autoestima!

¿Por qué es tan importante en la educación emocional de sus hijos?

Como seres únicos y diferentes, la imagen que tenemos de nosotros mismos y la aceptación que damos a nuestras cualidades, pensamientos y actuaciones son decisivos en la forma de relacionarnos con los demás.  Cuando decido tratarme con amor y respeto aumento las probabilidades de un alto sentido de la autoestima, así mismo procuro experimentar amor, respeto y consideración en mi relación con el otro.

autoestimaDe este modo, en el núcleo familiar la autoestima de los padres también es relevante en el crecimiento de los hijos influyendo substancialmente en los primeros cinco años de vida, siendo una etapa crucial donde se gestan sentimientos, sensaciones, comportamientos y rasgos que sólo pueden ser positivos si se cimientan en un ambiente que nutra.  Se trata de experimentar la satisfacción de la labor como padres, como pareja, en su vida familiar y cotidiana, pues un padre satisfecho puede aportar dentro de su propio hogar riqueza y buenos frutos.  La clave es descubrirse valioso/a y digno de ser amado/a, aceptándose totalmente como ser humano con limitaciones y fortalezas; si es así, queda un invaluable legado que marcará la historia personal de sus hijos.

Indudablemente, un factor determinante es la motivación, sin ella, la misión de ser padres afectará la autoestima. Es cierto que hay momentos difíciles, sin embargo, la actitud al enfrentar estos acontecimientos será clave para encontrar la armonía y satisfacción en la vida familiar.

¿Cómo mejorar la autoestima como padres?

-Promoviendo actividades en conjunto con sus hijos, familiares y amistades periódicamente.

-Potenciando una comunicación asertiva intercambiando afectos, sentimientos y emociones positivas.

-Tratar de ver los errores y corregirlos.

-Saber decir No cuando se es necesario.

-Dedicar momentos de intimidad en pareja sin distracciones.

-Elaborar un proyecto de vida familiar perseverando en las metas propuestas.

-Reconocer los logros y éxitos de los hijos y la familia.

-Incrementar mecanismos de escucha y diálogo.

Consejo

Solo a partir del amor  y cuidado de nosotros mismos podremos mirar a los hijos con los ojos del amor y el reconocimiento transmitidos en palabras y actos apaciguadores.

Ps. Martha Liliana Jerez T.

Categorías: Uncategorized | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: